jueves, 18 de agosto de 2011

¿Por qué debes mejorar tu habilidad para delegar?





La delegación es una de las habilidades más importantes del líder y suele ser algo que se descuida por el exceso de responsabilidad. Los lideres que no consiguen delegar eficazmente siempre les falta tiempo y se ven sepultados bajo un montón de trabajo que no pueden terminar.

La delegación se define como el acto por el que una persona otorga poder y autoridad a otra que actúa en representación de la primera. Durante el proceso de la delegación, se les asigna una tarea o una responsabilidad a los miembros del equipo; se les da autoridad para realizar una función y ellos asumen el compromiso de realizarla

A continuación te presento algunas señales de alarma que indican que tu habilidad para delegar necesita mejoras:


- Tu buzón de correo está siempre lleno

- A menudo te encuentras trabajando fuera de horas en tareas que solo puedes hacer tú.

- Los encargos delegados suelen ser incompletos y no cumplen los plazos

- Tus colaboradores directos sienten que carecen de la autoridad y los recursos necesarios para realizar los encargos

- Cuestionas las decisiones de tus colaboradores a posteriori y revisas sus trabajos personalmente

- Tus colaboradores directos sienten que no están preparados para llevar a cabo las tareas asignadas

- Sueles intervenir en los encargos asignados a otras personas

- La moral está baja y la rotación de personal va en aumento

- La gente no toma la responsabilidad de las tareas delegadas

No hay comentarios:

Publicar un comentario