lunes, 21 de junio de 2010

5 HABILIDADES DE LOS LÍDERES EFICACES



Todos los hombres sueñan. Pero no sueñan de la misma manera. Los que sueñan por la noche en los secretos y polvorientos huecos de la mente se despiertan para descubrir su total futilidad; pero los soñadores diurnos son hombres peligrosos, capaces de poner sus sueños en acción con los ojos abiertos para hacerlos realidad. T. E. Lawrence


Warren Bennis y Burt Nanus creen que el liderazgo es la fuerza central que se encuentra detrás de las organizaciones de éxito. En su libro Líderes, Estrategias para un Liderazgo Eficaz, publican sus hallazgos producto de entrevistar y observar a 90 líderes ejecutivos “peligrosamente creativos”, ejemplos de las nuevas tendencias sobre esta área del desarrollo organizacional.


Luego de 2 años de exhaustivo trabajo buscando comunes denominadores en estos 90 líderes, Bennis y Nanus articularon un modelo de cuatro estrategias necesarias para un liderazgo eficaz que se pueden enseñar, desarrollar y mejorar.

Me interesa compartir con vosotros cinco habilidades comunes a estos 90 líderes, referidas a una de estas estrategias:


El management del yo.

Los autores afirman que el liderazgo eficaz no es menos noble o vil que el uso creativo y saludable que se haga del propio yo, y esto se manifiesta en cierta madurez o sabiduría emocional que se refleja en la manera en la cuál los líderes eficaces se relacionan con otras personas.

En este sentido, los 90 líderes entrevistados por Bennis y Nanus, compartían las siguientes 5 habilidades:


1.- La capacidad de aceptar a la gente como es, no como uno quisiera que sea.


2.- La capacidad de enfocar las relaciones y los problemas en términos del presente y no del pasado.


3.- La capacidad para tratar a quienes están cerca con la misma atención amable que se daría a conocidos más lejanos y casuales. El problema de la excesiva familiaridad.


4.- La capacidad de otorgarle a los otros la confianza, aun cuando el riesgo parezca grande.


5.- La capacidad para actuar sin la constante aprobación y el permanente consentimiento de los demás.


Posteado por Andres Ubierna





No hay comentarios:

Publicar un comentario